Chocolatinas del cielo

“A finales de los años veinte, Jaume Baladía, un boyante empresario textil, crea con Rafael Massó, su yerno, la marca de chocolates Nelia. El chocolate Nelia es excelente, pero resulta demasiado caro para los bolsillos de las familias obreras y el negocio va mal. Antes de que se eche a perder en el almacén, Jaume despierta al niño que lleva dentro e inventa un plan: alquila un biplano, lo adorna con los emblemas de la marca y manda fabricar una partida de paracaídas en miniatura. En los días de verano, muchos bañistas pierden de vista el mar para contemplar como caen del cielo cajitas de chocolatinas.”

(Historias de la historia pequeña de Barcelona, editorial incorpore.org)

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: